El viaje comenzó la noche del 22.06. el 23.06.2017. Los transbordadores y el embarque ya estaban reservados en casa. Condujimos la primera etapa de Eching (Baviera) en la A9 hacia Munich luego en la A99, en la A8 a Rosenheim, luego en la A93 a Kufstein, continuamos en la A12 ( Austria) a Innsbruck en la autopista Brenner a Savona. Allí esperando el ferry. Debe comenzar a las 18:00 horas del reloj. Luego dejar en la noche alrededor de la 01:00 del reloj. Luego comenzó la segunda etapa que comenzó con el estrés y terminó.

 

 El viaje en ferry solo debería tomar 17 horas, así que no reservamos una cabaña, sino que tomamos los asientos de Pullman.

 

Lo cual, según resultó, no era tan bueno. El ferry estaba predominantemente ocupado por los marroquíes. Así que dormir estaba fuera de discusión. El equipo tuvo dificultades para controlarlo, lo cual fue muy difícil. Hasta entonces, no pensar en dormir. El ferry luego puso en 24.06. en la noche alrededor de las 19:30 horas. Cuando quisimos partir, los primeros camiones ya estaban en el carril de la salida. El equipo luego tuvo que buscar a los conductores. Después de 1,5 horas estábamos en el ferry. La tercera etapa fue luego de Barcelona a Cádiz unos 1117 km.

 

El viaje no fue tan ligero en la altura que Montoro tuve un segundo. El sueño solo escuchó un crujido. Gracias a Dios solo un seto que estaba frente a la barandilla, luego tomó la siguiente salida, se detuvo en una gasolinera y miró el auto. Excepto que unas cuantas hojas de setos en la parrilla no eran un rasguño, no tuvimos nada que sucediera excepto el miedo en los huesos. Después de un poco más de 10 horas llegamos al mediodía a Cádiz, el coche que teníamos que estacionar en un aparcamiento público. Desde allí fuimos con el equipaje de mano a la Pensión España a unos 5 minutos a pie. Registrado allí, entrar en las habitaciones y luego dormir hasta el día siguiente. La pensión se reservó para tres noches, pero como el ferry llegó tan tarde, solo fueron dos noches. Cádiz es un precioso casco antiguo con muchas atracciones. La cuarta etapa, iniciada a partir del 27.06.2017, debería despegar a las 17:00 con media hora de retraso, luego se dirigía al ferry Albayzin. Se fue de Cádiz a la isla de Lanzarote, Furteventura, Gran Canaria y al puerto de Santa Cruz de Tenerife. Después de 49 horas, somos puntuales y llegamos sin problemas a la nueva casa. Recomiendo encarecidamente este ferry. Ahora, en la última etapa pequeña de 40 km, estábamos en nuestra nueva casa, la Finca Santa Lucía.

 

Es posible que también desee ingresar al libro de visitas, que puede encontrar si hace clic en las tres barras.

animiertes-hand-bild-0052